Pisos y Pavimentos

Concreto y concreto pulido


Pisos y obras en general volver


Inicialmente los pisos de concreto son ásperos y arenosos, por lo que cuando barres los mismos sin pulir, se remueve el polvo y se hace casi imposible lograr que se vean limpios.
Al pulir el concreto áspero se le da una estructura lisa haciendo que el concreto pulido sea más fácil de mantener.
Si realizas este trabajo, sellarás los poros del concreto y agregandole un protector quimico lograrás que se manche menos, que sea más fácil de lavar y que sea visiblemente más elegante y moderno.